Regístrate ahora o introduce
tu usuario y contraseña:

Centrada en ti
TENA
Home Mujer Menopausia Salud: Qué vigilar entre los 60-70 años
banner_MUESTRA

Salud: Qué vigilar entre los 60-70 años

Menopausia

mujer a partir de los 60
0 4419

Para que nuestra calidad de vida se mantenga, en esta década debemos prestar especial atención al estado de nuestro suelo pélvico y nuestros huesos, y tomar medidas para paliar las posibles molestias vaginales que se originan con la edad.


Compártelo con tus amigas:

En la menopausia tardía ya no es preciso realizar citologías, así que se puede prescindir de este control a partir de los 65, o antes si ha pasado por una histerectomía (extirpación de útero).

Aún así, es preciso seguir visitando al ginecólogo anualmente para comprobar que nuestra musculatura pélvica está en buenas condiciones y así evitar las pérdidas de orina, entre otros problemas. En caso contrario, el especialista adoptará las medidas más adecuadas.

Atrofia urogenital

Es el momento de prestar especial atención a la zona genital. Los modificaciones anatómicas y funcionales de la vagina, el aparato genital externo y el tracto urinario, debido a los cambios que comenzaron con la pérdida de estrógenos, van a provocar molestias como picor o dolor en las relaciones sexuales (dispareunia). El uso de hidratantes y regeneradores de la mucosa vaginal 2 ó 3 veces por semana debe formar parte del cuidado diario. Los preparados con ácido hialurónico y centella asiática son muy beneficiosos.

Riesgo de fracturas

Nuestra masa ósea debe seguir siendo un foco de atención importante. Realizarse densitometrías cada 2 años, insistir en una dieta rica en lácteos (para que nuestro cuerpo no tenga que buscar el calcio de la reserva de los propios huesos) y el ejercicio regular es fundamental en este periodo.

Suelo pélvico

Los problemas de incontinencia urinaria y prolapsos genitales (descenso de órganos pélvicos) suelen aparecer en esta etapa si no lo han hecho antes. Influyen otros factores de riesgo, como tos crónica, sobrepeso o estreñimiento. Para que el suelo pélvico no deteriore nuestra calidad de vida, debemos acudir a control ginecológico anual para que valore el estado de esta musculatura. Si necesitáramos pasar por cirugía, en esta década se obtienen buenos resultados sin alterar la sexualidad.

Fuente: Dra. Gema García Gálvez

Te puede interesar...

Compártelo con tus amigas:

Déjanos tu comentario