Centrada en ti
Tena Lady
Preguntas frecuentes

El suelo pélvico es un gran desconocido para muchas mujeres, que toman conciencia por primera vez de esta musculatura en las clases preparto. Otras descubrirán su importancia en la menopausia, cuando el envejecimiento muscular altere su funcionalidad. Para la mujer esta musculatura es súper importante porque incide directamente en su calidad de vida. ¿Quieres conocer más sobre el suelo pélvico? ¿Tienes dudas? En esta sección intentaremos resolverlas contestando a las preguntas más frecuentes que puedes hacerte sobre el suelo pélvico.

  1. Tengo pérdidas de orina, ¿a quién debo acudir?
    Si crees que tienes un problema de suelo pélvico es muy importante que te valore un profesional. Una vez que tu médico de cabecera o tu ginecólogo supervise tu caso éstos pueden derivarte a un fisioterapeuta especializado en suelo pélvico o a una Unidad de Suelo Pélvico, que está formada por un equipo multidisciplinar de ginecólogo, urólogo, fisioterapéuta, proctólogo, psicólogo y nutricionista.
  2. ¿Qué pasa si en determinados ejercicios pierdo la contracción de suelo pélvico o dejo de sentirla?
    Esto significa que el ejercicio es demasiado intenso para tu suelo pélvico y no sería recomendable para ti. En estos casos hay que concentrarse bien sólo en los ejercicios en los que se siente bien la contracción de suelo pélvico y a medida que se vaya cogiendo fuerza verás que podrás ampliar los ejercicios.
  3. ¿Con estos ejercicios podré curarme de la incontinencia urinaria?
    El objetivo de esta web no es tratar la incontinencia urinaria, es informar y dar pautas de prevención. Recomendamos que cualquier mujer que tenga pérdidas de orina acuda a un centro especializado de suelo pélvico donde se le realizará una valoración completa y se determinará el tratamiento más adecuado.
  4. No sé si estoy contrayendo bien los músculos abdominales profundos.
    Antes de contraer estos músculos es importante tener claro dónde debemos sentirlos y qué es lo que sentiremos al contraerlos. Los músculos abdominales profundos hay que sentirlos en la parte baja de nuestro abdomen, por debajo del ombligo y cerca de los huesos laterales de la pelvis. Cuando intentamos meter suavemente esta parte baja del abdomen hacia dentro, sentiremos como una tensión suave. Nunca sentiremos una fuerte contracción como cuando contraemos el cuadriceps o los glúteos, que son músculos grandes, la sensación es muy suave. Si lo que observamos es que se abomba esta parte inferior del abdomen o sentimos una fuerte contracción es que lo estamos haciendo incorrectamente.
  5. ¿En qué consiste el masaje perineal? ¿Es beneficioso?
    Es una técnica sencilla que permite alcanzar mayor elasticidad de los tejidos alrededor de la vagina, reduciendo el riesgo de desgarros durante el parto asi como la necesidad de realizar episiotomía. Ayuda a prepararse para las sensaciones de presión y estiramiento que sentirás a medida que la cabeza del bebé desciende. Conocer estas sensaciones ayuda a relajarse en lugar de ponerse tensa, facilitando la salida del bebé en el momento del parto. Las primeras veces es conveniente utilizar un espejo para ubicar la vagina y el periné (el área entre vagina y recto). Busca un lugar confortable, en una posición cómoda (sobre un cojin) y lubrica los tejidos alrededor de la vagina y en tus dedos con aceite rosa mosqueta. Masajea unos minutos cada día, a partir de la 35 semana de embarazo, introduciendo los pulgares dentro de la vagina, presionando hacia abajo y hacia los lados, como abriendo la salida. Mientras mas consciente seas de tu cuerpo y de tus sensaciones, más podrás ayudarte para afrontar el parto de una manera relajada.
  6. ¿Cómo puedo cuidar mi suelo pélvico?
    Con el ritmo de vida que llevamos, olvidamos cuidarnos y nuestro suelo pélvico es fundamental, porque de su buen estado depende la sexualidad, la micción y la defecación. Tenemos la tendencia a hacer todo deprisa y priorizamos la atención a nuestros hijos, el trabajo… sin embargo nuestro bienestar físico y psíquico depende de algo tan sencillo como mantener hábitos de vida saludables, y esto también es válido para a cuidar nuestro suelo pélvico. 1. Evita retener la vejiga llena por mucho tiempo (orina aproximadamente 6 veces al día). 2. Cuando vayas a orinar o a hacer deposición deja que la vejiga o el recto se vacíen solos, no fuerces o empujes con los abdominales, tómate tu tiempo. 3. Hidrátate adecuadamente pero sin exceder los 2 litros al día. 4. Realiza una adecuada higiene genital y cuida la flora natural de la zona. 5. Cuida el sobrepeso y el estreñimiento con una dieta equilibrada rica en fibra, presente en frutas y verduras, sin olvidar el ejercicio fisico. 6. Conoce tu suelo pélvico y fortalécelo en los momentos de tu vida que lo pueden dañar, como en el embarazo, el postparto o en la menopausia.
  7. Tengo miedo al parto y sus consecuencias en el suelo pélvico. ¿Una cesárea evitaría el daño?
    Aunque en muchos países, como EEUU, la tendencia es a realizar “cesáreas a la carta” para evitar el daño asociado a un parto traumático, en general, la cesárea se considera una cirugía que conlleva riesgos y programarla antes del parto no garantiza que no vaya a haber síntomas a posteriori. Por estas razones sólo se plantean, en función del suelo pélvico, en determinados casos en los que ya hay un daño previo de esta musculatura, como prolapsos (que el cuello del útero o la vejiga asomen por la vagina), un parto traumático anterior en el que se haya producido desgarro de alto grado con reparación, o que el daño surja al principio del embarazo, como la aparición de incontinencia urinaria grave con pérdidas a diario y tras pequeños esfuerzos, . En cualquier caso hay que individualizarlo y tu médico te expondrá riesgos y beneficios.
  8. ¿Si bebo menos, tendré menos pérdidas de orina?
    Si bebemos menos para evitar pérdidas de orina, estaremos haciendo que la orina se concentre, lo que puede provocar infecciones de orina o irritación de vejiga. Hay que estar convenientemente hidratada y beber la cantidad de líquido habitual. Eso sí, lo ideal es no pasarse de los dos litros diarios y no beber antes de irnos a dormir.
  9. ¿Tengo que cambiar de dieta si tengo pérdidas de orina?
    Existe un tipo de incontinencia urinaria que se llama Incontinencia de urgencia que se asocia a pérdidas asociadas a una irritabilidad del músculo detrusor de la vejiga. Este músculo es el encargado de contraerse para vaciar la orina cuando, al estar llena, el cerebro percibe el deseo de ir a orinar. Cuando este músculo se contrae de forma involuntaria nos ocasiona el sintoma de urgencia incontrolable y el escape de orina es inevitable. Debemos consultar al especialista pero una medida básica para disminuir los síntomas es suprimir bebidas alcohólicas, té, café, bebidas gaseosas y todas aquellas que contengan cafeína, porque estas sustancias son irritativas para la vejiga, causando micciones frecuentes.
  10. ¿Sirven realmente los absorbentes?
    Tener pérdidas de orina puede limitar tu vida normal y que dejes de hacer cosas porque no te sientes segura. Los absorbentes de higiene femenina que se usan para el flujo o la menstruación no sirven, porque su material absorbente no tiene la densidad adecuada para la orina. En cambio, los absorbentes específicos para pérdidas de orina, como los de TENA, son capaces de neutralizar el olor de amoniaco que genera la orina y dar a la mujer la sensación de estar seca y limpia. Esto te permitirá llevar una vida plenamente activa . En TENA Lady puedes encontrar una completa y amplia gama que cubre todas las necesidades según el grado de pérdidas, además sus productos aportan discreción y la máxima suavidad. Si quieres probarlo por tí misma, puedes solicitar una muestra gratuita aquí.
  11. ¿La cesárea previene problemas de pérdidas de orina en el postparto?
    La causa de las pérdidas de orina depende de muchos factores y tener una cesárea no elimina completamente los riesgos. Los cambios hormonales, el aumento de peso, no fortalecer el suelo pélvico durante el embarazo, la edad, el estreñimiento, etc… son factores que también están relacionados con las pérdidas de orina tras el parto y por eso, hay muchas mujeres con cesáreas que padecen de este tipo de problemas. No se recomienda realizar cesáreas para reducir los riesgos de pérdidas de orina.
  12. ¿Qué beneficios tiene el ejercicio de suelo pélvico en mi vida sexual?
    Una musculatura pélvica fuerte y tonificada aumenta la capacidad de lubricación y la sensibilidad vaginal. Además, los músculos que se contraen y relajan durante el clímax estarán más fuertes, lo que se traduce en orgasmos más intensos y largos. Por otro lado, controlando la musculatura vaginal la mujer puede aprender nuevas técnicas placenteras y masajear el pene de su pareja durante la penetración.
  13. ¿Las bolas chinas sirven para ejercitar el suelo pélvico?
    Sí, las bolas chinas actúan como una “pesa” en los músculos que rodean la vagina. Al introducirlas y ponernos de pie, contraeremos el suelo pélvico. Haciendo este ejercicio todos los días durante 20-30 minutos reforzaremos la musculatura. Aún así, es muy importante, no sólo tener un suelo pélvico tonificado, sino saber controlarlo, por lo que se recomienda combinar el uso de las bolas chinas con los ejercicios específicos. Pero, si tienes algún problema previo de pérdidas o no notas la contracción del suelo pélvico te recomendamos que te vea un profesional para que valor tu caso a priori.
  14. ¿La incontinencia de orina puede llevar a la depresión?
    Los problemas de incontinencia suponen un trastorno en la vida de la mujer que se ve limitada e impotente. Además, su autoestima puede verse gravemente afectada. Es importante que tenga un amplio conocimiento sobre lo que está ocurriendo exactamente en su cuerpo y sus recursos para enfrentarse a esa dificultad. A su vez, el hecho de iniciar algún tipo de conducta o tratamiento para solucionarlo mejora mucho el estado anímico. Si el problema impide a la mujer realizar su vida normal o si el estado depresivo dura más de 6 meses es recomendable acudir a un psicólogo.