TENA
Logo

Home Suelo pélvico Embarazo y parto Embarazo: ¿Qué es la diástasis abdominal y por qué debes estar atenta?

Embarazo: ¿Qué es la diástasis abdominal y por qué debes estar atenta?

Embarazo y parto


0 12427

La diástasis abdominal está estrechamente unida al suelo pélvico. Hasta un 60% de las embarazadas pueden sufrir esta disfunción. Pero ¿a qué se debe esto? Te lo contamos.


Compártelo con tus amigas:

La diástasis es la separación de los músculos rectos abdominales, puede darse tanto por debajo como por encima del ombligo y es frecuente que ocurra en el embarazo y postparto.

Existe una estructura fascial llamada “línea alba”, una estructura fibrosa que recorre el vientre de algunas embarazadas. Esto a su vez conecta en la pared abdominal, a nivel central y en vertical, ambos rectos. 

Si tu musculatura abdominal no está tonificada, los rectos se separan debido a la presión que ejerce el crecimiento del útero sobre la pared del abdomen. No es una hernia, sino un debilitamiento de la faja abdominal, que se manifiesta a través de molestias lumbopélvicas. 

Los estudios indican que hasta un 60% de las embarazadas en el tercer trimestre presenta esta expansión de la línea alba o diástasis. En el postparto hasta un 30% de mujeres mantienen este defecto. 

No obstante, no es un problema únicamente asociado al embarazo. El sobrepeso, la práctica de abdominales hiperpresivas, el sobreesfuerzo por estreñimiento crónico o la tos crónica, sin un adecuado control postural y activación de la musculatura, también se consideran factores de riesgo.

Las consecuencias de la diástasis abdominal no son sólo estéticas, por el abultamiento del abdomen,  sino también funcionales al alterar la estabilidad de los músculos de la zona lumbopélvica, lo que puede ocasionar distintos síntomas: 

Hay un dicho coloquial que dice: “abdomen blando/abultado, suelo pélvico blando/abultado”. Por lo tanto, si acabas de dar a luz, es muy importante que acudas a un fisioterapeuta para que valore el estado de tu musculatura pélvica y abdominal.  

Si tienes diástasis abdominal probablemente te indique la realización de ejercicios hipopresivos, que contribuirán a reforzar tu musculatura pélvica y a que recuperes el tono de tu abdomen tras el parto

En caso de que  los resultados tras trabajar la estabilización articular y el fortalecimiento muscular no fueran satisfactorios, o si se detectara un defecto grave, nuestro consejo es que acudas  a un especialista para una posible abdominoplastia, esto es, un procedimiento de cirugía estética en el que se corrigen los defectos del abdomen.Si la diástasis te ha provocado incontinencia urinaria, recuerda que TENA Mujer pone a tu disposición una completa gama de productos, que te harán sentirte segura y protegida. Compruébalo por ti misma pidiendo aquí tu muestra gratuita.

Te puede interesar...

Compártelo con tus amigas: