Regístrate ahora o introduce
tu usuario y contraseña:

Centrada en ti
TENA
Home Mujer Dieta ‘Batch cooking’: come sano y ahorra tiempo
TENA Silhouette - Descúbrelo

‘Batch cooking’: come sano y ahorra tiempo

Dieta

comida
0 27047

Llevar una alimentación saludable es complicado si no tenemos mucho tiempo para cocinar, pero no imposible. El método ‘Batch cooking’, basado en la previsión y la organización, es la solución ideal si somos constantes.


Compártelo con tus amigas:

Una de las tareas más repetitivas de nuestra vida es cocinar, pero no siempre tenemos tiempo… ni ganas. De hecho, solo la necesidad de tener que hacerlo todos los días puede predisponernos en contra de esta rutina, lo que hace que terminemos alimentándonos de comida procesada, y ya sabemos lo perjudicial que es para la salud. Es más, según un estudio reciente publicado por Public Health Nutrition, más del 20% de los alimentos que consumimos en España son ultraprocesados, es decir, listos para consumir y creados en un proceso industrial. Pero hay salida…

Imaginemos que solo tenemos que cocinar un día a la semana. ¿Te suena bien? ¿Has oído hablar del ‘Batch cooking’? Este método, correctamente ejecutado, te garantiza tener más tiempo para ti y los tuyos, te ayuda a cocinar más sano, a la vez que permite que olvidarse del inquietante “¿qué comemos hoy?”. Te damos algunos consejos, trucos y recetas para que apliques este método de forma infalible. 

1-La lista de la compra perfecta

Planificación y organización son sin duda los pilares de esta nueva tendencia. Para dominar el método ‘Batch cooking’, lo primordial es elaborar con cierta anterioridad una lista de la compra que incluya alimentos para un menú semanal sano y equilibrado. En este sentido, los nutricionistas recomiendan incorporar abundantes vegetales, frutas y legumbres, sin perder de vista los cereales integrales o los tubérculos, ideales como guarnición. Tampoco se nos puede olvidar añadir a la cesta opciones proteicas –pescado, huevos o carnes magras–. Una vez que tengas todo lo necesario, solo necesitas reservar varias horas de un solo día para cocinar.

2-Un menú sano es posible

Tenemos los ingredientes, hemos reservado unas horas de nuestro preciado tiempo libre para mejorar nuestro bienestar, pero llega la hora de cocinar. ¿Qué hacer? No necesitas ser una súper chef para elaborar platos ricos, sencillos y variados. Ten en la cabeza dos por comida, aunque algunos sean, potencialmente, platos únicos. De primero, puedes alternar elaboraciones con arroz, pasta, legumbres, patatas y verduras. De segundo, los alimentos más proteicos: pescado blanco, pescado azul, carne roja magra, carne de ave y huevos. Sobre esa base, elabora un menú donde combines la carga calórica de forma equilibrada. Algunos ejemplos: lentejas estofadas + lubina al horno; ensalada de trigueros + guiso de patatas y ternera; crema de verduras + pasta con salmón.

3-Congelar, lo más eficiente

Preparar platos aptos para guardar en el congelador es esencial. La mayoría de alimentos se pueden congelar –a excepción de los huevos duros con cáscara o vegetales crudos como la lechuga, cebolla o pepino–. También hay que tener en cuenta que los alimentos que ya compramos descongelados, no pueden recongelarse, a menos que lo cocinemos antes de hacerlo. En todo caso, cocinar en grandes cantidades, de forma que puedas congelar una parte de lo que has elaborado, te ahorrará tiempo, y siempre podrás acudir a tu nevera en un momento de necesidad. La clave está en guardar los guisos, cremas o potajes en pequeñas porciones –mejor en recipientes de cristal– que sabes que te comerás.

Ya solo te queda disfrutar de tu nueva vida. Recuerda que con una compra semanal apropiada, un rato para diseñar el menú y unas horas en los fogones resuelves uno de los asuntos cotidianos que más quebraderos de cabeza provocan. Y encima te sentirás mejor.

Te puede interesar...

Compártelo con tus amigas:

Déjanos tu comentario