Regístrate ahora o introduce
tu usuario y contraseña:

Centrada en ti
TENA
Home Mujer Menopausia ¿Por qué se repiten las infecciones de orina?
banner_MUESTRA

¿Por qué se repiten las infecciones de orina?

Menopausia

infecciones orina menopausia
0 55380

Los cambios que provoca la menopausia, como el déficit hormonal y el debilitamiento del suelo pélvico, o la existencia de pérdidas de orina, pueden provocar la aparición de esta molestia.


Compártelo con tus amigas:

Las infecciones de orina son muy molestas y cuando se repiten en el tiempo pueden convertirse en una pesadilla. A partir de la menopausia es fácil estar expuesto a este problema. La reducción hormonal y el debilitamiento de suelo pélvico, que puede provocar prolapsos de vejiga o pérdidas de orina, en general son causantes de que las cistitis recurrentes sean algo habitual en esta época de la vida de la mujer.

Causas

  • Los bajos niveles de estrógenos vaginales: Provocan un descenso en la flora vaginal que protege esta zona: los lactobacillus. Estos microorganismos actúan como mecanismo de defensa para evitar la colonización de bacterias y son los responsables de mantener el pH ácido de la vagina. Con la llegada de la menopausia, la protección de esta zona disminuye. Si además, la mujer sufre incontinencia urinaria, su flora vaginal y el ph ya estará alterado, así que padecerá infecciones recurrentes.
  • La existencia de un prolapso de vejiga: En el caso de las mujeres que tienen un cistocele, el descolgamiento de este órgano impide que se vacíe adecuadamente y queden residuos de orina que pueden provocar la colonización de bacterias.
  • Las pérdidas de orina: En las mujeres que padecen de incontinencia urinaria tienen más probabilidades de desarrollar este problema y, al revés, las cistitis recurrentes pueden provocar a su vez pérdidas de orina. En este caso, generalmente, la mujer sufre los síntomas típicos de la incontinencia de urgencia. Esto se debe a que la inflamación que provoca la infección irrita el músculo que se encarga de vaciar la vejiga, provocando contracciones involuntarias difíciles de controlar.

Cómo prevenir las cistitis repetitiva

  •  Arándanos: Es una opción preventiva muy eficaz para las mujeres que no quieren estar tomando antibióticos de continuo. Como se ha puesto de moda últimamente, es fácil encontrarlos tanto en comprimidos como frescos y consumirse en zumo o combinados con otros alimentos. Los arándanos reducen el número de infecciones repetitivas porque son capaces de evitar que las bacterias se adhieran a las células del epitelio de la vejiga.
  • Estrógenos por vía vaginal: Es el tratamiento médico más frecuente en los casos de atrofia vaginal habituales en la postmenopausia. Los estrógenos aumentan la concentración de lactobacillus de la flora, lo que mantiene el pH vaginal y reduce las infecciones urinarias recurrentes.
  • Cirugía: Si existen pérdidas de orina o bultos en genitales asociados a infecciones de orina repetidas, como el cistocele, el ginecólogo especializado en suelo pélvico debe corregir el problema con el tratamiento quirúrgico más adecuado a cada caso y así evitar las infecciones que se estaban ocasionando de forma secundaria.

Si las cistitis recurrentes son tu problema, debes acudir al médico para valorar cuál es la forma más efectiva de prevenirlas en tu caso, sobre todo si tienes pérdidas de orina. Recuerda, mientras tanto, que es importante confiar en un producto adecuado mientras solucionas tu problema: los absorbentes específicos para el pH y la densidad de la orina, te permitirán sentirte segura y protegida. Descubre más aquí.

  • Ante el menor indicio de infección urinaria, acude a tu médico para que valore con qué tratamiento atajar la infección.
Fuente: Dra. Gema García Gálvez

Te puede interesar...

Compártelo con tus amigas:

Déjanos tu comentario