TENA
Logo

Home Mujer y bienestar Dieta Un botiquín en la despensa

Un botiquín en la despensa

Dieta


alimentos contra infecciones
281 50609

Muchos alimentos, como el ajo o las zanahorias, nos proporcionan una protección extra frente a las infecciones porque ayudan a prevenir su aparición o a combatirlas si ya están en nuestro organismo. Aprende a sacarles partido.


Compártelo con tus amigas:

Aunque el cuerpo humano tiene la capacidad de resistir casi todos los tipos de organismos o toxinas que tienden a lesionar los tejidos y órganos, a veces nuestro sistema inmunológico tarda unos días en librar su batalla contra la infección o no es capaz de resolverla por sí solo.

En nuestro organismo, entonces, se desarrolla una infección y nosotros podemos sufrir múltiples síntomas: fiebre, cansancio y agotamiento generalizado, dolor de cabeza o cefalea, dolores musculares y articulares, sudoración excesiva, pérdida de apetito…

Muchos alimentos que forman parte de nuestra despensa diaria pueden ayudarnos a combatirla e incluso a prevenirla si tenemos tendencia a sufrir infecciones repetitivas (como las de orina).

Alimentos que combaten las infecciones

  • Ajo: Su poder antibiótico elimina gérmenes y bacterias y ayuda a depurar profundamente intestinos y sangre. Ideal para combatir infecciones respiratorias y urinarias.
  • Cebolla: Es un potente depurativo y excelente remedio para combatir todo tipo de infecciones. Consúmela sobre todo cruda.
  • ZanahoriaRefuerza el sistema inmune y limpia el intestino, ayudando al sistema digestivo a eliminar sustancias de desecho y la grasa o sustancias pegadas en arteria y venas.
  • Jugo de arándanos: Evita que las bacterias se adhieran en el cuerpo y las elimina rápidamente, sobre todo en infecciones del tracto urinario.
  • Cítricos: Son las frutas más poderosas contra infecciones, por ser ricas en vitamina C. Desintoxican el cuerpo rápidamente y arrastran bacterias eliminándolas con facilidad.
  • Rábanos: También son ideales por su alto contenido en vitamina C, y eliminan eficazmente residuos acumulados en el cuerpo.
  • Propóleo: Combate todo tipo de infecciones. Es rico en flavonoides y aceites esenciales.
  • Algunas infusiones medicinales: La caléndula, el jengibre, el sauce o los rabos de cereza combaten la fiebre. El saúco o la cola de caballo fortalecen el sistema inmunológico. El eucalipto, el orégano, la melisa o el romero, entre otros, tienen propiedades antibióticas.

RECUERDA que, ante cualquier dolencia con fiebre y malestar general, hay que acudir a nuestro médico de cabecera para que él nos dé las recomendaciones médicas más adecuadas.

Fuente: Dra. Conchita Vidales

Te puede interesar...

Compártelo con tus amigas:
Centrada en ti