Regístrate ahora o introduce
tu usuario y contraseña:

Centrada en ti
TENA
Home Blog Let's bótox
Pide tu muestra gratuita

Let's bótox

Blog

abuela
0 951

(Sacha Golderberg) Leo  en un artículo de Health Information de la agencia Reuters, que se ha descubierto una nueva aplicación del Botox para personas con problemas urinarios. Sólo pensar que


Compártelo con tus amigas:

abuela(Sacha Golderberg)

Leo  en un artículo de Health Information de la agencia Reuters, que se ha descubierto una nueva aplicación del Botox para personas con problemas urinarios. Sólo pensar que mi vejiga puede tener un aire a Nicole Kidman me pone los pelos como escarpias. En realidad se está estudiando su uso en casos de incontinencia por daño del sistema nervioso, o sea, que quedan exentas las vagas que posponen sine die la puesta a punto de su suelo pélvico por pitos y por flautas.

Con respecto al bótox por cuestiones estéticas no entiendo esta obsesión que tienen todas las actrices por desdibujar sus caras. También lo hacen señoras de la alta sociedad y petardas varias, pero esas no nos interesan, sus actividades afectan más bien poco al mundo en general, por mucho que les dediquen programas. Pero las actrices machacan su instrumento de trabajo. No te digo yo que no se hagan algún retoquito. Hollywood es cruel con las mujeres. Permitirían que Harrison Ford fuera el novio de la hija  de Susan Sarandon, mientras ella hace de su tía la del pueblo… ¡qué injusto todo! Pero llegar al grado Kidman de botox es limitarte al 90% la expresión. Y no es la única. Así, de repente, me viene a la cabeza Meg Ryan, que era una monada (un poco petarda, sí,  pero graciosa) y ahora parece vivir instalada en la perplejidad permanente.

Por favor, reivindiquemos de una vez las líneas de expresión, las huellas de tu vida, los avisos a navegantes: ¡ojo, me río más de la cuenta!; ¡atención, suelo fruncir el ceño, mantente lejos!… Sé que puede fastidiar, a fuerza de ver sesiones salvajes de photoshop hasta con niñas de 25 años, nos parece que las arrugas son como de otro mundo. Pero, ¿no es más ridículo que una modelo de 30 años anuncie cremas para señoras de 60? ¡Por el amor de dios! Seamos serios. El tiempo pasa y no es una tragedia.

Así que si el botox puede ayudar a personas con incontinencia, bienvenido sea, pero, por favor, ¡dejen ya de inyectárselo por toda la cara! Lo importante es entender que hay que llegar a mayor pudiendo cortarte tú misma las uñas de los pies, con ganas de pintarte los labios y salir al cine con tus amigas. Lo demás, es posponer lo inevitable, y a mí, personalmente me da mucha más grima una señora con las comisuras de los labios en las orejas, que un abuelita pinturera con sus pantalones y zapatos cómodos, caminando pizpireta por la Gran Vía, y luciendo sin pudor las hermosas huellas de una vida feliz.

 

 

Compártelo con tus amigas: